ENSOÑACIÓN.

                                                                                 A Lala.

Quiero que me recuerdes con cariño,
igual que yo te evoco, con amor,
de las mieles con el dulce sabor
y la inocencia que irradia del niño;

con la pureza de la piel de armiño,
el perfume exquisito de una flor,
el vibrar de la música y color
y del furtivo beso y sutil guiño.

Con los mismos ensueños y el anhelo
con que a tu encuentro viaja en raudo vuelo
mi ilusión a posarse junto a ti,

así en mi corazón también ansío,
que tu alma vuele a mi alma, cual navío,
para por siempre anclarse junto a mi.

separador-1

Autor: Prof. Domingo Ruiz Guzmán.