LA GOTA Y LA ROCA

Desde una peña elevada,imagesE5V5GU46
lenta la Gota caía,
y en la Roca se rompía
su figura delicada
que en leve vaho esfumada,
luego del rostro besar
y la piel acariciar,
cabalgando en una nube,
hasta las alturas sube,
para volver a bajar.

 

separador-1

Repitiendo, sin cesar,
la tarea con empeño,
del siglo al cabo o milenio,
la piedra logra horadar
tras su dureza ablandar.

separador-1

Así, en el diario vivir,
puede el hombre conseguir
la meta que se propone,
si la constancia se impone,
al labrar su porvenir.

separador-1

Autor: Prof. Domingo Ruiz Guzmán.
Investigador, Etimólogo y Poeta.
Copyright. Todos los derechos reservados.


Para escuchar el poema pulsar Play.